Blogia
PARTIDO VERDE ICODENSE

CONTRA LA CRISIS: MODELO ECONÓMICO VERDE.

CONTRA LA CRISIS: MODELO ECONÓMICO VERDE.

Cada vez son más los titulares y noticias sobre vendavales, vientos huracanados y lluvias torrenciales que azotan nuestro municipio, isla o país; dejando a su paso zonas con cuantiosos daños materiales valorada su reconstrucción en millones de euros (cientos de millones de pesetas). Sin embargo, la gravedad del asunto es que la pérdida de seres vivos y humanos en alguno de estos denominados “fenómenos meteorológicos adversos”, no se puede recuperar por mucho dinero que invierta una empresa privada o aporte las diversas administraciones públicas.

 

       El famoso Cambio Climático ya ha hecho aparición en el archipiélago, caracterizándose sus primeros efectos por la reducción de los días de lluvia, pero aumentando estas en torrenciales consistentes en descargar muchos litros de agua en poco tiempo; no teniendo la tierra tiempo para absorber tanta agua provocando a su vez la erosión de tierra fértil camino hacia el mar. Ni que decir tiene que las extensivas zonas urbanizadas de la isla, caracterizadas por estar la tierra volcánica sellada por asfalto y pavimento, jamás filtrarán la lluvia corriendo peligrosamente las aguas pendiente abajo por zonas donde no existan alcantarillas o estas estén sucias y tupidas. No es raro pues, para los que llevamos años alertando sobre la variedad de consecuencias del modelo económico negro y gris basado en el hormigón y el piche, (anclado en la mayoría de las islas Canarias excepto El Hierro, Gomera y La Palma), ver imágenes y leer noticias sobre inundación de edificaciones y garajes, destrucción de viviendas y parking en barrancos, así como grietas en calles y desperfectos millonarios en mobiliario urbano, infraestructuras e instalaciones.

 

       Este invierno compartido entre los años 2009 y 2010 del siglo XXI, se ha producido una gran diferencia respecto a los antecesores, y es que sencillamente la mayoría de las borrascas o vendavales han entrado en el archipiélago canario con dirección sudoeste, respecto al antiguo y conocido tiempo “Palmero”; el cual entraba en el archipiélago por el noroeste con vientos fríos y húmedos, los cuales provocaban lluvias, no excesivos vientos, pero sí la mágica nieve en mayor abundancia que los tiempos presentes. Las borrascas y vendavales o vientos huracanados que han entrado al archipiélago por el sudoeste en este invierno, se han caracterizado por ser vientos fuertes y cálidos, con baja humedad, lluvias a veces torrenciales pero con escasas nevadas.

 

        Un caso real  fue el vendaval que azotó al municipio el pasado viernes 26 de febrero, donde una tormenta perfecta, ciclogénesis o borrasca con dirección sur-sudoeste no dejó una sola gota de agua, pero sí fuertes vientos (entre 60 y 80km/h con rachas de más 100km/h), con una bajísima  humedad relativa del aire (entre 12 y 30%) y con unas altísimas temperaturas (entre 25 y 30º); como si de un “gran secador” se tratara y todo esto en pleno invierno.

 

       Hay quien pensará que estos fenómenos meteorológicos son normales, han existido en el pasado, y que por lo tanto; no se le debe dar importancia. Sin embargo, yo soy de la opinión de los millones de seres humanos que gritan cada vez que hay una cumbre internacional sobre el clima para pedir más inversión en energías renovables o limpias, ya que está en juego no sólo el clima, especies animales y el planeta; sino algo más presente y diario como son los gastos económicos sobre los destrozos que estamos sufriendo sobre la agricultura, instalaciones aéreas de telecomunicaciones y energía eléctrica, infraestructuras como carreteras, edificaciones, animales y por último como no; seres humanos. Podemos por tanto afirmar la fórmula matemática de que el gasto económico de los vendavales, vientos huracanados o lluvias torrenciales, dependerán de la duración, velocidad del viento o descarga de litros por hora.

 

       El problema tiene solución, pero desde nuestro Alcalde no hay una política verde para invertir ni un sólo euro en energía eólica o solar fotovoltaica, con el objetivo a medio y largo plazo de no sólo reducir gastos económicos por los destrozos antes mencionados por el cambio climático, sino ingresar beneficios económicos por producir energía limpia que se venderá a la red eléctrica, reduciendo además contaminación y produciendo empleo. Otra vez más el grupo de gobierno formado por CC y PP incumple el Convenio de Ciudades por el Clima aprobado en 2008, es decir; muchas palabras pero pocos hechos.

 

        La alternativa sería potenciar la producción de energía renovable a pequeña escala, desde las azoteas de las edificaciones de los ciudadanos, subvencionando hasta el 50% a fondo perdido la energía mini-eólica o solar fotovoltaica; de esta manera se rompería el monopolio energético de UNELCO, repartiéndose los beneficios económicos de la producción energética entre la “desperradas familias canarias”. La realidad es que tenemos un gran problema para cumplir esta alternativa verde, y son los intereses creados entre algunos políticos y las grandes empresas privadas energéticas, teniendo en Tenerife el claro ejemplo de las buenas relaciones existentes entre el Presidente del Cabildo Ricardo Melchor y su antigua empresa: UNELCO.

 

       El porcentaje de producción de energía renovable en el municipio es del 0%, lo que supone que el 100% de la energía consumida provendrá de fuera y más concretamente un 95% realiza con la combustión de petróleo, siendo un gasto económico insostenible. Este ejemplo de mala gestión energética, es extrapolable a muchos sectores económicos siendo muy importante el sector primario. La situación alimentaria es semejante a la energética, produciendo el municipio sólo el 10% de los alimentos que consume y siendo necesario importar el 90% de los alimentos de fuera. La destrucción de 50 hectáreas de suelo agrícola en el municipio para “sembrar piche” con las obras del anillo insular, es un claro ejemplo del derroche de millones de euros el cual beneficiará a grandes empresas foráneas y por el contrario destruirá empresas agrícolas locales. Este modelo económico equivocado regido por CC y PP fomenta las grandes superficies que importan productos foráneos y se llevan los beneficios económicos fuera, no potenciando la producción de productos locales a través del sector primario (ganadería y pesca al borde de la extinción) y destruyendo las pequeñas y medianas empresas que crean redes económicas locales.

 

       Nuestro sector económico comercial de Icod de los Vinos, o recientemente conocido con el nombre experimental de “zona comercial abierta” está herido de muerte, ya que la implantación masiva de grandes superficies comerciales en el valle de la Orotava ha producido una competencia abusiva. De hecho en el municipio se permiten la implantación de medianos supermercados (más de 2.000m²) y por si fuera poco, en breve se abrirá otro centro comercial en la urbanización de la Magalona. Haciendo un análisis de la situación actual de los negocios comerciales en la calle derecha, obtenemos que en calle San Agustín existen: 2 traspases, 25 negocios activos y 11 negocios cerrados. En la calle San Sebastián existen: 6 traspases, 93 negocios activos y 9 negocios cerrados. Es sorprendente ver como en la calle San Agustín, teóricamente más céntrica y con un gran aparcamiento cercano tiene un porcentaje de comercios cerrados del 29% respecto a la calle San Sebastián 8%.

 

       Por último el sector económico turístico, no está siendo gestionado de forma correcta teniendo muchos recursos locales únicos y atractivos en el municipio. La base del problema es que el foco turístico de atracción es el Drago milenario y los servicios y costes ofrecidos en el parque del Drago suponen para el 80% de los turistas un “fraude”, según nos comenta un veterano trabajador comercial de la zona. Actualmente la entrada al parque del Drago es de 4 euros, entrando una media de 100 turistas al día (400€/día). Una de las mejores formas de propaganda es el “boca a boca” y cuando de los 100 turistas de media que entran al parque del Drago, 80 salen descontentos, eso repercutirá de forma negativa en sus zonas de origen, descendiendo las expectativas de visitas de turistas al Drago y en segundo plano al municipio. Algo está fallando cuando de los aproximadamente 1.000 turistas que nos visitan a diario al municipio sólo el 10% entra en el parque del Drago, ¿sería mejor poner la entrada a un euro y facilitar la entrada en masa de los turistas al parque?. Evidentemente también habría que mejorar y facilitar el acceso a través del centro de visitantes, el cual la coalición de derechas CC y PP pretende “meter la pata de nuevo con un mamotreto de hormigón” nada acorde con un casco histórico pero sí a juego con el mariposario; el cual según palabras textuales del concejal Francisco Rivero: “es como una piedra con vegetación encima”.

 

       La conclusión es que están muy claras las políticas erróneas intencionadas que generan intereses económicos a ciertas empresas privadas por parte de CC y PP, sin embargo, para que sea una realidad un modelo económico verde, debemos los Verdes recibir el respaldo masivo en las urnas electorales por parte de miles de ciudadanos ya que los partidos ecologistas  somos diferentes por no recibir donaciones de empresas vinculadas desde el sector económico de la construcción, teniendo poco dinero para la actividad política y en periodos electorales, pero sí la libertad para luchar contra la crisis sin tener que devolver favores a nadie cuando gobernemos, proponiendo un verdadero y novedoso “modelo económico verde”.

 

 

 

MÁS INFORMACION:

Portavoz de Los Verdes de Icod de Los Vinos, Jonás Pérez de León; 629681197

Gabinete de Los Verdes, Candelaria I. Marrero Cruz; 676 359156

http://www.lavozdeicoddelosvinos.com/html/NOTICIA%20PT%202010/noticia6067PT_OP.html

 

http://www.eldigitaldecanarias.net/noticia28544.php

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres